Servicio de consultoria empresarial

¿Por qué Emprender?

Sin dudas, puedo decirte un montón de razones a nivel económico, que seguramente te parecerán razonables para decidir emprender.

Pero el motivo mas importante, a mi humilde entender, no es el económico, sino el emocional.

Cuando emprendes, comienzas a planificar el proyecto desde aquello que “te gusta hacer” y te aporta “felicidad” cuando lo haces.

Y cuando tu “trabajo” comienza desde ese punto de partida, no importan las horas que debas dedicarle al principio o la cantidad de veces que tienes que “pivotear” hasta encontrar la “formula” del “éxito” para tu emprendimiento.



No es un camino de rosas, no es algo que suceda de un día para el otro. Seguramente requerirá que estés 100% concentrado en tu proyecto emprendedor, que hagas un muy buen análisis de tu DAFO y que puedas plasmar en un documento los pasos a seguir.

Que seas sincero contigo mismo y que busques las herramientas que necesites a nivel personal, para llevar a cabo tu proyecto. Puede ser el conocimiento de un área, capacitarte en una tecnología o quizás trabajar mas en tu carácter para hacerlo mas flexible ante lo que esta por venir.

Cuando hablo con emprendedores que han tenido éxito, todos ellos coinciden que lo mejor que les ha pasado, es sentir que la inversión de “tiempo” en emprender, se ve recompensado por el resultado, al poder trabajar de aquello que les gusta.

Por ello, te animo a que antes de emprender, antes de pensar en una idea que puedas desarrollar y llevar a cabo, hagas una introspección hacia tu persona y sinceramente decidas si realmente “tienes madera de emprendedor”.

Porque el “tiempo” es lo mas preciado que tenemos, es eso que a todos nos llega por igual al comenzar el día, sin importar cuanto dinero tengas o que tan famoso seas. Todos al comenzar el día disponemos de 24 hs para hacer de ellas una nueva oportunidad.

No lo desperdicies, haciendo algo que no sientas, algo que no te guste o que no estés 100% convencido.  Y a partir de allí, de sincerarte contigo mismo, comenzará a ocurrir la magia.

Podrás encontrar “eso” que te hace “feliz” hacer y que al ponerlo en un “Plan de Negocios” comenzará a tomar forma.

Recuerda que nadie “navega” sin una “hoja de ruta”.  Sin una “guía”. Sin un “plan” que al seguirlo paso a paso pueda hacer nuestro “sueño” de emprender en “realidad”.



El “proyectar” un “plan de negocios” hará que puedas evaluar en cada momento si la ruta que te has trazado, va en buen sentido.  Y te permitirá tomar decisiones para poder corregir el rumbo, si nos estamos desviando del objetivo. O cambiar literalmente de ruta, si vemos que no ha sido la correcta.

Por ultimo… “disfruta”. La vida en si misma es una aventura emprendedora. Lo hacemos cada vez que pisamos la calle para salir a la mañana.  Ningún plan termina en fracaso, si no llega a funcionar tal como lo pensamos, habremos recogido un montón de experiencias de tareas o actividades que mejorar.

Espero que estas líneas te animen a emprender y espero que sea lo que sea que emprendas puedas alcanzar el éxito profesional y personal.

Roberto Matera

Comparte y Difunde este Post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Abrir chat